Linden Comansa en el puente New Champlain de Montreal

LINDE

Una grúa 21LC550 trabaja en la construcción de la pila principal de esta infraestructura, que sustituirá al deteriorado puente Champlain, el de mayor tráfico de Canadá.

Inaugurado en 1962, el puente Champlain de Montreal es uno de los principales enlaces viales de la ciudad y el puente de mayor tráfico de Canadá, con más de 136.000 vehículos de media cruzándolo cada día. Las condiciones extremas del clima en Montreal, así como el uso de sal de deshielo en la calzada, han provocado su progresivo deterioro sin que los diferentes planes de mantenimiento pudieran detener el problema. Por eso, el Gobierno de Canadá decidió construir otro puente en su lugar.

Desde 2015, el consorcio Signature on the Saint Lawrence, formado por SNC-Lavalin, ACS y HOCHTIEF, trabaja en la construcción del puente New Champlain, situado en paralelo y a pocos metros del actual, que sigue abierto al tráfico. El nuevo puente contará con una espectacular pila principal de 170 metros de altura, en cuya construcción ya está trabajando una grúa Linden Comansa 21LC550.

La grúa se encuentra en la obra desde principios del pasado mes de septiembre, montada sobre el tablero del puente con una altura bajo gancho de 67,8 metros. Cuando finalice su labor, la grúa alcanzará casi 180 metros altura desde la base de la pila, 123 desde el tablero del puente. La 21LC550 de Montreal tiene capacidad de carga máxima de 25 toneladas (este modelo tiene otra versión de 20t), para poder elevar grandes piezas de hormigón prefabricado y los pesados paneles de encofrado.

Se espera que las obras del puente New Champlain finalicen en diciembre de 2018.

Linde 3